Novak Djokovic, número uno del mundo, infectado por coronavirus luego de un polémico torneo que organizó

Djokovic y su esposa Jelena dieron positivo por coronavirus. Foto: Archivo-

Novak Djokovic, el tenista número uno del mundo y el mayor ganador en Key Biscayne del Masters de Miami con seis títulos, confirmó este martes que él y su esposa, Jelena, dieron positivo por coronavirus, después de días de recibir críticas por un reciente torneo que organizó en plena pandemia y con pocos cuidados, luego del cual se descubrió que otros jugadores y entrenadores fueron infectados.

Se suponía que el torneo de exhibición, Adria Tour, traería a algunos de los mejores jugadores del mundo a las naciones balcánicas, incluida Serbia, de donde es Djokovic, y proporcionaría algunos ingresos a los participantes y un entretenimiento para los fanáticos del tenis que no han visto juegos desde marzo.

En el certamen, nadie usó máscaras faciales y el distanciamiento social no se hizo cumplir en las gradas. Los jugadores se mezclaron libremente entre ellos después de los partidos y posaron para fotos con niños alcanza pelotas y oficiales del torneo. Tampoco se realizaron pruebas de coronavirus entre los participantes antes de que comenzara el evento, según los organizadores. Además de los Djokovics, al menos tres jugadores participantes dieron positivo: Grigor Dimitrov, Borna Coric y Viktor Troicki, un serbio cuya esposa, Aleksandra, también dio positivo junto con dos entrenadores.

Djokovic dio a conocer un mensaje por medio de redes sociales en el que lamentó lo ocurrido y dijo que sus dos hijos pequeños, Stefan, de 5 años, y Tara, de 2, habían resultado negativos para el virus.

“Hola a todos. Estamos de regreso en Belgrado y tanto Jelena como yo dimos positivo de COVID-19. Los niños también fueron testeados y dieron negativo. Permaneceremos aislados por los próximos 14 días y nos volveremos a hacer el test en cinco días”, dijo Djokovic en un mensaje que fue compartido en Twitter e Instagram.

“Lamento mucho que nuestro torneo haya causado daño. Todo lo que hicimos con los organizadores durante el último mes, lo hicimos de puro corazón y con intenciones sinceras. Creímos que nuestro torneo reunía todos los protocolos de salud necesarios y la región estaba en buenas condiciones sanitarias para finalmente unir a la gente por razones humanitarias. Nos equivocamos y fue demasiado apresurado. No puedo explicar cuánto siento lo que lo pasó y cada caso infectado”, dijo..

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *