Maria Thorne, la profesora de ciencias y esposa del alcalde de Key Biscayne, que llegó con su abuela desde Perú

ENGLISH VERSION

Por Jonathan Mendez / Especial para Islander News

Maria Thorne visitó Key Biscayne por primera vez en 1980 cuando llegó con su abuela, que solía venir a la isla para escapar de los inviernos en Lima (Perú) trayendo a sus nietos.

Maria dijo que ella y sus hermanas fueron las últimas en viajar con su abuela antes de que ella falleciera unos meses después. “Me enamoré de esta isla la primera vez que entré en esas aguas cálidas y tranquilas, era muy diferente del frío en el Océano Pacífico en Perú”, recordó.

Maria Thorne fue a la escuela en California y se graduó en Biología Ambiental. La Tribu Miccosukee la contrató al salir de la universidad como su Especialista Ambiental, para trabajar en los Everglades, y se mudó a Key Biscayne en junio de 1993.

“Mi viaje diario era largo, pero nunca me molestó”, dijo. Cuando la escuela de la tribu Miccosukee le pidió su ayuda para organizar la Feria de Ciencias, Thorne se dio cuenta de que disfrutaba trabajar con niños. Esa gratificación la llevó a dedicarse a la docencia y desde entonces ha pasado los últimos 20 años enseñando ciencias a todas las edades, desde el preescolar hasta la secundaria.

En 2000, comenzó a enseñar en la Escuela de la Iglesia Presbiteriana de Key Biscayne, permaneciendo allí hasta 2006. “Tengo esos recuerdos muy cerca de mi corazón”, comentó.

En 2007, Thorne conoció a su esposo, Mike Davey, cuando el ahora alcalde era el entrenador de béisbol de su hijo. Su hija, Mia, nació en 2009. En ese momento, Throne estaba enseñando en LaSalle High School. Pero cuando Mia comenzó la escuela en Presbyterian en 2014, ella regresó a esa escuela para estar cerca. En 2015, se mudó al KB K-8 Center para enseñar ciencias, pero después de un año se unió al personal de iPrep Academy en el centro de Miami, donde actualmente enseña.

“Ha sido una experiencia muy enriquecedora y me encanta enseñar Ciencias y Matemáticas, materias que me apasionan”.

Thorne se mantiene en contacto con cientos de estudiantes, muchos de los cuales se han graduado y están trabajando. Algunos están casados ​​y ya tienen sus propios hijos. Se ha encontrado con antiguos alumnos que trabajan como pasantes en la consulta de su médico, enfermeras en el pediatra de su hija y siguiendo al veterinario de su perro.

“Estas son las historias que aprecio y me mantienen involucrada en la enseñanza”. Sus pasatiempos favoritos son el buceo y caminar por la playa de Key Biscayne hasta el faro de Cape Florida. “En general, me siento muy afortunada de que Key Biscayne sea mi hogar”, dijo.