Florida exige el regreso de los cruceros para el verano y analiza acciones legales si los CDCs no levantan restricciones a una actividad clave para la economía local

El gobernador de Florida Ron DeSantis cuestionó la continua prohibición del gobierno federal a que los cruceros utilicen puertos de Estados Unidos para evitar contagios de Covid-19, amenazando el viernes con demandas el Estado federal si no se permite que uno de los sectores turísticos más grandes de la economía local reanude operaciones pronto.

En una presentación en Port Canaveral con líderes de las líneas de cruceros Carnival, Norwegian, Disney y Royal Caribbean, DeSantis y la secretaria de Justicia de Florida, Ashley Moody, dijeron que están examinando las opciones jurídicas con que cuenta Florida si los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) no permiten que los cruceros vuelvan a operar en Estados Unidos para el verano.

Florida es la capital de los cruceros en la nación con tres de los puertos más activos del mundo: Miami, Port Canaveral, y Port Everglades. Más de 8 millones de pasajeros partieron en cruceros desde Florida en 2019, el último año completo antes de la pandemia.

DeSantis dijo que el hecho de que la prohibición continúe sólo está dañando a Florida sin tener efecto sobre la pandemia. En otras partes del mundo los cruceros han reanudado actividades y los estadounidenses están volando a las cercanas Bahamas para abordar buques.

Los CDC suspendieron las actividades del sector de los cruceros hace un año cuando varios brotes de coronavirus fueron vinculados a buques en diversas partes del mundo. DeSantis y líderes de la industria alegaron el viernes que, como ya hay aplicación generalizada de pruebas y más disponibilidad de vacunas, el peligro no es peor ahora que si se viaja por avión o tren, lo cual sí está permitido. Los cruceros han reanudado operaciones con restricciones y protocolos de seguridad en muchas partes del mundo, y los líderes del sector dicen que no ha habido nuevos brotes vinculados con sus navíos.

Los CDC emitieron directrices en octubre que requieren que los cruceros efectúen viajes simulados para probar procedimientos y tener laboratorios de pruebas a bordo antes de que se permita el ingreso de pasajeros, pero no se han emitido más indicaciones, dejando la prohibición en vigor.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *