Sally se convirtió en tormenta tropical, dejó inundaciones y avanza como huracán hacia New Orleans

Avance de Sally sobre Florida (NOOA)

Luego de arrojar intensas lluvias durante todo el sábado sobre Key Biscayne, la tormenta tropical Sally se formó finalmente sobre Florida poco antes de avanzar hacia el Golfo de México mientras crece en intensidad, y se convertirá en huracán en las próximas horas. Este domingo, algunas lluvias y ráfagas de viento aún azotaban el sur de Florida por Sally.

Se trata de la 18va tormenta tropical con nombre en una muy activa temporada de huracanes que se encuentra actualmente en su pico de actividad hasta mediados de octubre. Seis fenómenos están actualmente en desarrollo el Atlántico: las  tormentas tropicales Sally y Rene, y el huracán Paulette, además de otras tormentas que avanzan sobre el océano (ver mapa).

El Centro Nacional de Huracanes informó que un aviso de huracán entró en vigor para la zona metropolitana de Nueva Orleans. El aviso se extiende de Grand Isle, Luisiana, hasta la frontera entre Alabama y Florida, incluyendo la ciudad de Nueva Orleans.

De acuerdo con los meteorólogos, es posible que la tormenta Sally se torne potencialmente fatal en varias zonas de la costa del Golfo de México a partir del lunes.

Sally se intensificó tras ser una depresión tropical frente a las costas del sur de Florida, y avanza hacia las aguas más cálidas del Golfo. Se espera que para la noche del lunes se convierta en huracán y amenace con causar daños en una enorme franja de la costa norte del Golfo a inicios de la semana.

En tanto, Paulette registraba este domingo vientos máximos sostenidos de 130 kph y se encontraba al sureste de Bermuda, donde regían avisos de huracán. Los meteorólogos dijeron que Paulette se volverá un “huracán peligroso” cuando se acerque a Bermuda el domingo por la noche y la madrugada del lunes.