Actualidad

Haití sigue presente a cinco años del desastre

Haiti-Terremoto

El 12 de enero de 2010 un terremoto destruyó gran parte de Haití, el país más pobre y con peor infraestructura del hemisferio occidental, y dejó más de 300.000 muertos, y una inmensa estela de destrucción, con millones de personas en las calles, sin hogar.
Muchas organizaciones humanitarias se comprometieron en la ayuda al desastre y en los esfuerzos de reconstrucción.

La organización TECHO emprendió acciones de ayuda en varios poblados de la periferia de Puerto Príncipe junto a los habitantes.

Dentro de las comunidades a las que asisten, al menos un tercio habita en la zona de Canaan, hasta donde llegaron a partir del terremoto que sacudiera a la capital.

“Me vine después del terremoto. Acá solo había sol, piedras y mucho viento. La tierra estaba completamente seca. La gente llegó y solo tenía una carpa, fue muy difícil así que comenzamos a ver qué hacer porque no había agua ni comida cerca”, explica Ciliene Joseph, líder comunitaria de Onaville, quien, además de trabajar por el desarrollo de la zona, administra una escuela comunitaria, organizada y dirigida por sus propios habitantes.

Pese a que todos ellos viven sin fuentes de luz, agua y saneamiento, han logrado generar espacios participativos, donde más de 80 vecinos se movilizan constantemente, acompañados por voluntarios de la organización, que trabaja en asentamientos informales de todo Latinoamérica y parte del Caribe.

La organización ha movilizado a más de 7 mil jóvenes del país que trabajan como voluntarios en estas comunidades, promoviendo procesos de autogestión y empoderamiento. Jonhson Pierre es parte del equipo fijo que trabaja semana a semana las iniciativas que los vecinos levantan desde sus necesidades, para darle forma a los proyectos que ejecutan en conjunto y que han recibido apoyo de instituciones como el Banco Interamericano de Desarrollo y Unasur.

Jonhson Pierre trabajo junto a la comunidad de La Digue construyendo una vivienda transitoria para su familia. “Cuando partí, trabajé con una familia que vivía bajo una carpa, con un niño y un bebé. Cuando llovía no podían acostarse, debían quedarse prados”, recuerda y agrega: “Por eso, al futuro, quiero que Haití sea un país emergente. Necesitamos unirnos con voluntad, solidaridad. Meter nuestras cabeza a comprometerse a trabajar en el desarrollo del país”.

A 5 años del sismo, las zonas periféricas de Puerto Príncipe se desarrollan a partir de la gestión de proyectos comunitarios. TECHO comenzó su trabajo a partir de la emergencia, implementando proyectos de viviendas transitorias, principalmente en la zona de Canaan. Sin embargo, el trabajo se mantuvo en el tiempo y hoy suman 18 comunidades.

Han trabajado en distintas iniciativas como la reconstrucción de una escuela destruida tras el terremoto, en La Digue. También en otros planes de reforzamiento escolar, capacitación en oficios, construcción de viviendas transitorias e infraestructura comunitaria, como plazas, luminaria pública con energía solar, acceso al agua y saneamiento, informó la entidad.

«El proceso por el desarrollo es largo, tiene aciertos, caídas y riesgos, pero también hemos podido conocer el potencial y la fuerza del pueblo haitiano. Desde Haití sabemos qué queremos, pero también sabemos que no podemos hacerlo solos. Necesitamos de fondos y trabajo que vaya en apoyo del desarrollo de un Haití”, declaró Olson Regis, joven haitiano que partió como voluntario y hoy trabaja como director social de TECHO en Haití.

Para asegurar el cumplimiento de los proyectos, TECHO lanzó la iniciativa “Muévete con Haití” que busca recaudar USD$200.000 para ejecutar el trabajo planificado por las comunidades.
Para más información: (www.techo.org/conhaiti)

    Print       Email

Eventos

Regresa el Festival de Piano, ahora con Jazz y Pop

El Festival Internacional de Piano regresa en Octubre a Key Biscayne lueg[...]

Leer mas >

Life & Arts

Libro sobre Cuba, con varios capitulos de Key Biscayne, premiado en los Latino Books Awards

Juan Castro Olivera y Eduardo del Campo, premiados por el libro Entre La [...]

Leer mas >