Actualidad

Planta de Virginia Key: es posible llevarla a otra parte?

La planta de tratamiento de aguas cloacales ubicada en Virginia Key podría no tener un futuro extenso en ese sitio, donde genera preocupación a residentes de Key Biscayne y de toda la zona por ser un foco constante de posible contaminación.

Mientras el condado Miami-Dade intenta poner en marcha un urgente plan de reparación a su antigua y colapsada red cloacal y de sus plantas de tratamiento de aguas, grupos de protección medioambiental están reclamando que no se invierta en mejoras para la planta de Virginia Key sino directamente en la construcción de una nueva planta en otro sitio.

El condado necesitaría realizar mejoras por más de 500 millones para poner en condiciones la planta de Virginia Key, que ha tenido reiteradas roturas en los últimos tiempos. Al menos cuatro veces en los últimos meses de 2011 se produjeron roturas en el sistema que parte de Virginia Key y se produjeron vertidos por unos 19 millones de galones de aguas sucias al mar, según informes del condado del año pasado, citados por The Miami Herald.

El grupo medioambiental Biscayne Bay Waterkeepers reclamó a las autoridades que no se invierta en una reparación de la planta de Virginia Key, y entre otros puntos sostiene que el sitio ya no es adecuado para contener una planta de tratamiento de aguas y corre el riesgo de verse amenazado en el futuro por la crecida del mar que se prevé crecerá al menos 3 pies en los próximos 50 años, según un estudio del Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Estados Unidos.

Doug Yoder, subdirector del departamento de Aguas y Cloacas de Miami-Dade admitió recientemente que el condado podría abandonar la planta de Virginia Key y reemplazarla por otra planta localizada hacia el oeste del distrito, si existiera una exigencia en ese sentido de autoridades federales.

“Ciertamente que no vamos a gastar dinero reparando esa planta si el lugar va a ser abandonado pronto” y reemplazado por otro, dijo el funcionario.

Autoridades sanitarias federales han multado al condado de Miami-Dade por las roturas del sistema cloacal y los reiterados incidentes de contaminación ambiental.

Para cumplir con las requisitorias federales, el condado debe abandonar antes de los próximos 15 años el actual sistema de vertido en el mar. Para el año próximo debe presentar y tener aprobado un plan alternativo al actual sistema de tratamiento de desechos. El plan actual, que el condado diseña para los próximos 15 años, prevé una reparación y renovación de la actual red cloacal con una inversión total de 1.500 millones de dólares.

Otras Noticias:

    Print       Email

Gente & Estilos

Mas rigurosidad en el tránsito luego que un niña fue impactada por una moto

Una niña fue impactada por una moto la ultima semana y fue gravem[...]

Leer mas >

Life & Arts

Micro scooters, una gran opción para regalar a los niños en Key Biscayne

Una de las grandes ventajas para las familias de Key Biscayne es q[...]

Leer mas >

Breves Internacionales