Ocupación armónica y consciente del espacio en que vivimos: hablemos de Feng Shui.

A la edad de 10 años aproximadamente descubrí como me afectaba dormir cuando cambiaba de habitacion. En aquel momento lo relacionaba con temas emocionales. En el cuarto de la casa de mi abuela o el de una amiga tenía por lógica otras motivaciones.
Cuando pude tener mi propio cuarto, a los 18 años, fui moviendo mi cama de lugar y encontraba que esos cambios afectaban mi despertar. Las posibilidades de variar el lugar de la cama no eran muchas aunque surgiera esa necesidad, que relacionaba con mi pasión por la arquitectura y el diseño interior.
Finalmente muchos años después, con una separación de por medio, investigue sobre este tema de diseñar un cuarto considerando algo mas que la estética del mismo: el aprovechamiento de las energías. Esto que ya se escuchaba mucho en aquellos tiempos, FENG SHUI. Como bien dicen lo perfecto es enemigo de lo bueno, y lo quise hacer con lo mejorcito que había en Argentina sobre el tema. Un maestro chino, que venia de China cada mes. Era carísimo y daba sus clases en inglés. Mi inglés era muy flojo, y su manera de enseñar no ayudaba mucho a mi comprensión. Mi primer LUO PAN (un compás que se utiliza para medir las energía) tardó seis meses en llegar de China. En fin, un plan chino. Me resulto tan difícil, que no me anime a aplicar yo misma el Feng Shui en mi departamento y contraté a una discípula del maestro para que lo hiciera. Ese departamento fue amado por quien lo pisara y pasé los años mas felices de mi vida. Todo lo que deseé ocurrió.
Por lo que después de muchos años cuando tuve la oportunidad de dedicarle tiempo, retome los estudios con quien considero uno de los mejores y mas serios maestros en Feng Shui, Joey Yap.
Todavía sigo estudiando. El mundo de las energías de la tierra y del cielo están en constante descubrimiento, pero ya me siento mas segura para asesorar y realizar auditorias que puedan ayudar en la forma de vida de otros.
Pero antes de dejar algunos tips me pareció conveniente que sepan algo de quien de vez en cuando los querrá convencer de cosas que pueden parecer sin sentido, pero que están relacionadas con los astros, las constelaciones, cientos de miles de repeticiones de mismos esquemas con mismos resultados desde hace cientos de años.
Así que manos a la obra y empiecen queridos lectores por limpiar sus casas. No vale de nada que consigamos que entre buena energía si una vez adentro no se puede mover libremente y se queda estancada en cosas viejas, que ocupan espacio y energía.
A LIMPIAR, a REGALAR, a TIRAR!!!! Siempre dando GRACIAS a cada cosa por sus servicios prestados. 😉
Feliz día!

GIGI LASPIUR.
——

Contacto: GG LASPIUR FENG SHUI
gigi@gglaspiurfengshui.com
305 319 1272

Otras Noticias:

Comente sobre esta nota